La preocupación acerca de Grecia e Italia fueron los principales promotores del mercado durante la semana pasada. A continuación presentamos un resumen de los últimos desenlaces en la trama de Grecia/Italia (nótese que hasta finales de la semana anterior, los mercados ya comprendieron que el tan esperado plan de rescate del UE para el mes de Octubre probó ser más bien una “gran” ilusión que una “gran” solución):
La explosión de los bonos italianos: la subida de los rendimientos de los bonos italianos está empujando a Italia hacia el abismo
El lunes y martes los mercados se vieron presionados por la preocupación asociada con los niveles récord alcanzados por los rendimientos de de los bonos italianos. Esto puso en evidencia el fracaso de los esfuerzos de la UE en detener el riesgo al contagio, corroborando que el último paquete de rescate resultó ser solamente una medida cosmética para ganar tiempo. Una vez más, la UE está haciendo demasiado poco demasiado tarde, ya que nadie desea pagar el precio de un rescate bastante grande para hacer frente a la crisis actual. Claramente, no hay una solución a fondo para la crisis, dado que economías no competitivas son propensas a déficits, y un control centralizado de presupuesto por parte de la UE no podrá prevenirlo.
El “truco” de Grecia posterior al Día de Todos los Santos amenaza con atemorizar los mercados
Problemas adicionales surgieron el martes, cuando el Primer Ministro de Grecia propuso celebrar un referéndum para votar sobre las últimas medidas de austeridad que se había comprometido a aceptar como parte del nuevo plan de rescate. Inesperadamente, el compromiso griego a estas medidas está ahora bajo signo de interrogación, aportando más incertidumbre a un plan que ya en un principio era insuficiente. Una vez más, ese monstruo que simboliza un impago heleno desordenado y el desplome de su economía ha levantado la cabeza para asustar a todos poco después del Día de Todos los Santos, llevando a los mercados a bajas. El jueves ya dio marcha atrás de su ultimo truco amenazador de Halloween.
No se trata de un suceso que pasa solamente una vez, se esperan más jueguecitos de este género, dado que Grecia alcanzará una deuda de más de 12 mil millones de euros antes de fin de año. En caso de no cumplir sus pagos, nos veremos ante un impago desordenado y una probable crisis de banca.
El martes los rendimientos italianos, alemanes y franceses para los próximos 10 años, alcanzaron todos ellos niveles históricos. Esto significa que los inversores creen que el riesgo en invertir en bonos italianos o franceses en comparación a los alemanes (considerados como el ingreso de renta fija más seguro en la eurozona) es más elevado respecto a sus niveles del pasado Octubre, cuando Grecia estaba al borde del impago. Para Italia, que está más allá del rescate, los márgenes se están acercando peligrosamente a los 450 puntos básicos (bps). Si ese nivel permanece así los siguientes cinco días consecutivos, obligará realizar ventas renovadas de bonos mientras entren en vigor nuevas demandas colaterales.

Fuente AnyOptions